Palabra de Gurú: Se va la bolita electoral

Sábado, 23 Septiembre 2017 14:23 Publicado en Opinión Visto 1122 veces
ojo, pestaña y ceja... ojo, pestaña y ceja...

"Miente, miente, miente, que siempre algo queda..." Especialmente entre  las redes sociales, donde se encuentra la mayor cantidad de iletrados por centímetro cuadrado.

Por, Benjamín Vogel Mast

Esta Palabra de Gurú se funda en dos consejos electorales: 1.- Ejercitarse en el semblanteo de aquí a noviembre, para "no errarle el palo al gato". 2.- Recordar que lo que Chile demanda hoy es simple: Oreja, Pestaña y Ceja ( oír, ver y pensar).

         OREJA

Hemos oído los mensajes inconmovibles de las izquierdas y derechas duras, que reúnen la mayor cantidad de voces, insistiendo en sus visiones bipolares, añejas y fracasadas.

La ilusión para que cambie todo,  es el más seguro combustible para que no cambie nada. Hemos escuchado la voz de las iglesias que predican las aspiraciones siempre caras para la humanidad, sin embargo "no se oye Padre ".   Estamos en tiempos de gran bullicio e intolerancia, con sus correspondientes sorderas. No importa el contenido, sino el volumen escandaloso. Y los profesionales en el arte de gobernar, desarrollan un sofisticado trabajo para evitar el diálogo y privilegiar el empate. Culpan del  problema a los "otros", cuando ambos meten  fuerte la pierna para trancar la pelota. Y el tiempo pasa cuando se opta por el empate, entre una dictadura de derecha con una de izquierda. El resultado es paralizante y abona el camino para un espiral de violencia. Si no te convenzo, te elimino. Y punto.

 

            PESTAÑA

Entonces hay que aguzar la vista  y estudiar con cuidado las características externas de los candidatos (as). Si tienen domicilio conocido o si cambiaron recientemente para las próximas elecciones. Lo primero es semblantear. Hay personas que se les nota en la cara que son mentirosas. Otras  justifican su independencia, pues se eligieron a si mismos para pasar de la Cámara al Senado. Si su  partido original no le abrió un cupo,   se presentan igual. Y punto. No hay otra profesión cuya mediocridad se nota en la cara o en el habla. Y esto vale también para  efectuar un buen semblanteo. Lo malo es que la mayoría de los votantes  no tienen habilidad para semblantear, que es un talento invaluable para separar el trigo de la paja. Ojo, con los que no miran a los ojos cuando hablan. La mirada huidiza  aplica puntos en contra. Y qué decir de la educación debidamente acreditada, para evitar el copi-paste mental. El haber pasado la enseñanza media no indica mucho últimamente. Entre una fea y una curvilínea, es  fácil que los hombres se equivoquen a la hora de votar. Siempre será tentadora a la hora de echar el voto por la ranura. Hay que tomar clases con el PC,  ellos  tienen un criadero de lindas que hablan de corrido y de memoria.   

         CEJA

 

Desconfíe de los muy barbones o cejijuntos, que dedicarán mucho tiempo en la presentación de querellas, pero sustentados en cachañas  de partido, para dañar como sea al querellado. "Miente, miente, miente, que siempre algo queda..." Especialmente entre  las redes sociales, donde se encuentra la mayor cantidad de iletrados por centímetro cuadrado. La mayoría tiene cerebro  y ortografía de barra brava. Bueno, la ceja tiene que ver justamente con la proximidad del cerebro. Con el pensar. Con el sentido común. Con la potencialidad para dialogar, que en los muy ideologizados  tiene coeficiente cero. Son los que se agarran del poder con dientes y muelas. Y  gobiernan " como la carabina".

Deja un comentario